La luz azul en la visión puede derivar en miopía

fatiga-ocular

Mirar el móvil antes de dormir se ha convertido para muchos en un gesto habitual que, sin embargo, pasa factura a nuestro sueño.  Así lo demuestra  un experimento llevado a cabo por Steven Lockley, neurocientífico de la Escuela de Medicina de Harvard, que refleja que si normalmente se nos empiezan a cerrar los ojos a las 11 de la noche, permanecer expuestos a esta luz puede hacer que no consigamos conciliar el sueño hasta pasadas las 2 de la madrugada.

Además de afectar a nuestro descanso, la sobreexposición a las pantallas también provoca daños en la visión por su efecto acumulativo generando una fatiga visual, que a la larga, por su síntoma de visión borrosa, podría derivar en miopía. El causante de estos problemas es la luz azul que emiten las pantallas de los móviles, los libros electrónicos, las tabletas y los ordenadores. Este hecho se incrementa notoriamente debido a las muchas horas que los peques pasan en el colegio y a las largas jornadas laborales de los adultos. Un punto importante es el incremento del uso de tablets u ordenadores para el aprendizaje de los más pequeños, lo cual favorece la aparición de problemas visuales por el efecto de la luz azul. Para prevenir estos efectos nocivos en nuestra visión, tenemos los cristales con filtro Crizal Prevencia, que cuentan con un filtro de luz azul integrado que protege frente a los daños oxidativos que afectan a las diferentes estructuras oculares.

Los síntomas de la fatiga visual son reconocidos por todos: pesadez en los ojos, picor o escozor, sequedad ocular, somnolencia, visión borrosa y/o doble, sobre todo al mirar a zonas alejadas. A nivel corporal puede provocar dolores de cabeza y cervicales e incluso sensación de vértigo. Son síntomas que, en principio, no parecen graves pero a la larga, por ejemplo, la visión borrosa puede desembocar en miopía. Este se convierte en un problema con consecuencias irreversibles para nuestra visión. Debemos tener muy en cuenta que los cristales Crizal Prevencia pueden convertirse en nuestro aliado y neutralizar la luz azul que emiten las pantallas digitales.

Aconsejamos no pasar más de 2 h al día frente a una pantalla digital para prevenir daños en nuestra visión. Según el Estudio General de Medios, los españoles de entre 18 y 35 años, consumen 166 minutos de Internet al día. Un cúmulo de horas frente a dispositivos electrónicos que perjudica nuestra salud visual. Son datos alarmantes, y por ello nuestro objetivo es proteger a todos ante los daños oxidativos que provoca la luz azul de las pantallas. Además, una característica importante de estas gafas es que están indicadas tanto para personas con o sin problemas en la visión como para niños porque todos somos vulnerables ante los efectos de los dispositivos electrónicos en nuestra visión. Un avance interesante prestando atención a la cada vez más frecuente tendencia de incluir dispositivos electrónicos en las aulas.

Cualquier persona, tanto si necesita alguna corrección visual como si no, puede proteger su vista ante las pantallas digitales que utilizamos con tanta frecuencia.

Te esperamos para ayudarte a mejorar tu día a día!



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuaria/o. Si continuas navegando estás aceptando la política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies